COMUNICADO DE PRENSA

OBSERVATORIO CONTRA LGBTFOBIA Y ANDALUCIA DIVERSIDAD LGBT DENUNCIAN A PÁRROCO DE SEVILLA POR INCITACIÓN A LA DISCRIMINACIÓN

Sevilla, a 30 de Junio de 2015.-

El Observatorio Español contra la LGBTfobia (STOPLGBTFOBIA), junto a ANDALUCÍA DIVERSIDAD LGBT han presentado hoy denuncia contra Santiago González Alba, sacerdote de la Parroquia Dulce Nombre del barrio de Bellavista de Sevilla por apología de la discriminación y el odio contra homosexuales y transexuales, tras la publicación en la web oficial de la Parroquia de información y ayudas para “curar” la homosexualidad.

Según el Observatorio Español contra la LGBTfobia los hechos denunciados pueden inscribirse bajo el Artículo 510 del vigente Código Penal, que contiene la incitación a la discriminación y al odio contra un grupo en base en este caso a su orientación sexual. Según el Código Penal estos hechos podrían ser castigados desde un año a 3 años de pena de prisión y multa de 6 a 12 meses.

El Observatorio Español contra la LGBTfobia es un proyecto de COLEGAS (Confederación LGBT Española) y trata de asistir a las víctimas de discriminación y delitos de odio en base a su orientación sexual o identidad de género, facilitando las denuncias para reducir la infradenuncia.

Estigmatizar a un colectivo por padecer, a juicio del denunciado, una enfermedad, tal y como antaño ocurría con los enfermos de lepra, al considerar a los homosexuales, no ya pecadores, en el concepto teológico de la religión católica (página 242 del Catecismo de la Conferencia Episcopal Española. Biblioteca de Autores Cristianos. Madrid, 2011), fomenta la discriminación de los mismos e incrementa la homofobia”, establece la denuncia.

Asimismo, difundir en la página web de la parroquia del Dulce Nombre de María que una orientación sexual homosexual es una enfermedad, no descrita en ningún tratado de medicina, tal y como evidentemente debe conocer el denunciado, constituye un temerario desprecio a la verdad y una información injuriosa respecto del colectivo LGBT no sólo de la ciudad de Sevilla, sino de todo el Estado español”, finaliza la denuncia.

Este tipo de declaraciones no pueden continuar siendo impunes por más tiempo, y animamos como siempre a denunciar siempre cualquier situación de discriminación o declaraciones intolerantes. Queremos dejarle claro a personas como a este párroco y otros que una cosa es exponer la doctrina oficial de la Iglesia Católica, y otro bien diferente la forma de hacerlo. Y el párroco Santiago González atenta a la dignidad y al respeto de muchas personas con sus afirmaciones”, ha declarado Antonio Ferre, presidente de ANDALUCÍA DIVERSIDAD LGBT.

Desde ANDALUCIA DIVERSIDAD LGBT recordamos que la homosexualidad no es una enfermedad curable, pero la homofobia sí. Lamentamos este tipo de infortunadas asociaciones de homosexualidad con enfermedad que creíamos superadas del pasado”, afima Antonio Ferre, presidente de ANDALUCIA DIVERSIDAD LGBT.